Los sefardíes celebran su tercer congreso mundial en España

news-1

Pertenecen a 23 comunidades sefardíes de distintas partes del mundo y a partir de hoy, se reúnen en Ávila, Madrid y Toledo. Se trata de la III Cumbre Erensya, que, bajo los auspicios del Centro Sefarad-Israel, acogerá a más de 70 representantes de esas comunidades judías de la diásporaque tuvieron su origen en España.

Las anteriores ediciones de estas Cumbres, que se celebran cada dos años, tuvieron lugar en Sofía y Plovdiv (Bulgaria), en 2011 y en Estambul y Esmirna (Turquía), en 2013, y su propósito es tender puentes ente España y las comunidades sefardíes. Se estima que hay en el mundo unos tres millones de sefardíes, de los cuales entre 30.000 y 40.000 podrían residir en España, según Miguel de Lucas, director del Centros Sefarad-Israel.

En esta ocasión, se prevé la participación de representantes de El Cairo, Buenos Aires, Río de Janeiro, Santiago de Chile, Panamá, México DF, París, Estambul, Jerusalén, Sofía, Sarajevo y Belgrado, entre otros. Unas 40 comunidades sefardíes del mundo están adheridas a la plataforma, a la que se sumarán en esta cumbre los grupos de El Cairo (Egipto), Lima (Perú), Panamá, Porto Alegre (Brasil), Seattle (Estados Unidos), Sidney (Australia) y el Concejo Sefardí de Brasil.

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, es el encargado de inaugurar las sesiones de la cumbre, cuyas dos primeras jornadas se desarrollan en Ávilaya que se han enmarcado en el contexto de la celebración del quinto centenario del nacimiento de Santa Teresa de Jesús, que era descendiente de conversos. Por ello, los participantes los participantes, entre otras actividades, acudirán a un seminario sobre la figura de Teresa de Ávila que incluirá una lectura de sus versos por parte de mujeres judías.

 

El miércoles, 29, se trasladarán a Madrid, donde serán recibidos en audiencia por Su Majestad y, posteriormente visitarán el Colegio Ibn Gabirol y la sede de la Comunidad Judía de Madrid. Allí tendrá lugar un almuerzo en el que estarán presentes la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, y el embajador de Israel en España, Alon Bar.

El jueves, último día del congreso, se trasladarán a Toledo para recorrer las calles y templos de la Judería. Finalmente, volverán a Madrid para participar en un debate sobre la ley para la concesión de la nacionalidad española a los sefardíes, que sigue, en estos momentos, su trámite en el Senado.

Además, los días de la Cumbre Erensya tendrán lugar diversas actividades artísticas, como las dos que se desarrollarán en Ávila: «Kantes sefardíes de Oriente a Occidente» y «Dejando huellas», y la acogerá Madrid denominada «Tres Culturas Tres».

Luis Ayllon, ABCs